PODCAST Plaza Comarcas

Robert Raga: "Los fondos de Recuperación europeos son una oportunidad para transicionar hacia una economía verde"

T2 E17: Entrevista al alcalde de Riba-roja de Túria

jueves, 15 abril 2021

VALÈNCIA. El alcalde de Riba-roja de Túria, Robert Raga, se sienta ante los micrófonos de Plaza Radio para analizar la actualidad informativa del municipio. Igual que ha pasado en el resto de la Comunitat Valenciana, el coronavirus ha entrado en retroceso en Riba-roja. Con una incidencia acumulada de 12 casos por cada 100.000 habitantes, la pasada semana tan solo se reportaron 3 positivos. Aunque, eso sí, el primer edil no resta importancia al gran impacto que ha tenido la pandemia sobre a vida de los vecinos y vecinas: "Ha sido una situación horrorosa", clama tajante.

La caída del estado de alarma, prevista para el próximo 9 de mayo, también le suscita cautela: "Estamos preocupados por ver la desescalada cuando no haya estado de alarma", matiza. Sin embargo, también reconoce que una buena parte de esta incertidumbre se debe a la tensión que se respira en el tablero político a nivel nacional: "En Riba-roja todos los partidos nos hemos puesto de acuerdo por el bien del municipio, ojalá en otros sitios también pudiera ser así". 

Sobre la contención económica de los efectos de la pandemia, Robert Raga reconoce la labor realizada por parte de la Generalitat Valenciana: "Ximo Puig es el único presidente autonómico que ha puesto en marcha un plan de ayudas para los sectores más afectados por la pandemia, ningún otro lo ha hecho. Ni siquiera Madrid", matiza, sobre su compañero de partido en el PSPV. En este sentido, destaca que el ayuntamiento ya lanzó su propio plan de rescate en diciembre del año pasado, con una inversión de 700.000 euros procedente de las arcas locales para los negocios y autónomos que más sufrieron el embiste de la crisis sanitaria.

Las Ayudas Paréntesis, comprendidas dentro del Plan Resistir y financiadas principalmente por la Generalitat Valenciana, ascendían a los 600.000 euros en el caso de la Riba-roja de Túria. Sin embargo, según ha explicado el alcalde, por el momento tan solo se ha amortizado la mitad del crédito: "Ya estamos trabajando en el Plan Resistir 2, que se ampliará a sectores y negocios que no pudieron entrar en la primera fase", detalla. Entre estos sectores se encuentran taxistas y peluquerías, por ejemplo. 

Positividad ante los Fondos Next Generation

El futuro, el alcalde de Riba-roja lo encara con positivismo: "Estoy seguro de que el final de 2021 y 2022 serán buenos años para la economía", apuntilla. Y con esa misma buena cara mira también a los Fondos de Recuperación procedentes de la Unión Europea. Unos fondos que se han puesto en marcha para hacer frente a la crisis del coronavirus y que tienen como objetivo financiar proyectos de reconstrucción que tengan valor de futuro: innovación, sostenibilidad y creación de empleo, esos son sus tres pilares fundamentales. Y el ayuntamiento de Riba-roja no ha perdido el tiempo, pues ya ha presentado proyectos por valor de 35 millones.

"Puede que no nos los financien todos, pero es importante tener todos estos proyectos ya elaborados y detallados porque son el futuro que queremos para nuestra ciudad. Los Fondos de Recuperación son nuestra oportunidad para transicionar hacia una economía verde y sostenible, mientras que en el proceso creamos nuevos puestos de trabajo", ha explicado. 

Cambio de modelo industrial

Y precisamente en la línea del empleo, uno de los principales polos económicos de Riba-roja de Túria son sus polígonos industriales. Unos polígonos que este año recibirán 992.000 euros de inversión por parte del Ivace. Nuevos aparcamientos para los trabajadores, asfaltado de las calles más concurridas por camiones o cambios de luminarias. Esos son algunos de los planes que se acometerán a corto plazo para acondicionar las zonas empresariales.

Aun así, Raga no pierde de vista el proyecto a largo plazo: "Nuestras áreas empresariales tienen que ser más verdes, sostenibles y accesibles. Tenemos que dejar de lado el modelo del vehículo privado y pasarnos al de la movilidad sostenible: peatones, bicicletas, transporte público". Asimismo, el ayuntamiento también está trabajando en un proyecto de economía circular para plantar más de 20.000 árboles en las inmediaciones de los polígonos, árboles que servirán para retener el CO2 generado y que además se regarán con agua depurada de las propias empresas. 

Urbanismo sostenible y para la ciudadanía

Finalmente, una de las grandes preocupaciones del ayuntamiento también está relacionada con el cambio del modelo urbanístico. Según han explicado desde el consistorio, entre los años 2015 y 2021 se han pagado 7,8 millones de euros en tasas judiciales, sentencias y expropiaciones: "Todo ello heredado de un modelo del Partido Popular basado pagar mucho a algunas empresas muy rápido". El alcalde defiende que ese modelo se ha acabado, y que su equipo de gobierno busca un urbanismo más sostenible y al servicio de la ciudadanía.

Como prueba de ello esgrime el nuevo proyecto en el antiguo PAI de Pacadar: "Donde antes se iba a dar un pelotazo de 555 viviendas, ahora vamos a construir un centro de salud y un centro de mayores, que también atenderá a personas con diversidad funcional", ha expuesto. Dentro de esos terrenos, que tienen unos 50.000 metros cuadrados, también construiremos una zona verde. 

Podcasts Relacionados

next

Conecta con nosotros

Plaza Radio, desde cualquier medio

Suscríbete al boletín

Todos los días a primera hora en tu email